Carrito de compras

0 elementos MXN$0.00

Recetas para hacer en familia.

Imagen de Ana Laura
Español

Aquí podemos compartir nuestras recetas favoritas para hacer en familia.

No debemos olvidar que trabajar con los chicos en la cocina no sólo es divertido para ellos sino también muy formativo. En la elaboración de recetas se aprenden muchísimas cosas tanto teóricas como prácticas como por ejemplo:

Lenguaje: Entendiendo un instructivo (receta).

Matemáticas aplicadas: Llevando a la práctica el uso de diferentes medidas y proporciones así como operaciones sencillas (suma, resta, multiplic,) como otras más complejas  (equivalencias, regla de tres, porcentajes).

Ciencias: Entendiendo en la práctica conceptos como acidez y alcalinidad, punto de solidificación y ebullición, evaporación, temperaturas, densidad, combustión, desarrollo bacteriano incluyendo fermentación, desinfección, cocción, y conservas por salación, desecación, azúcar y acidez..

Nutrición: Les da conocimientos básicos sobre alimentación saludable y balanceada. Pueden ir conociendo los nutrimentos básicos de los alimentos y su función en el cuerpo.  

 Habilidad manual: Practicando diferentes técnicas como  lavar,amasar, deshebrar, batir, o untar hasta habilidades más difíciles para chicos mayores como cortar, picar, freir, asar, hornear, desinfectar etc.

Reglas de seguridad: Se aprende a estar alerta, ser ordenado y limpio. A no correr, jugar, o derramar como parte de un  conjunto de reglas  que no son arbitrarias sino de seguridad. Se dan las primeras nociones de riesgos y precauciones. Los chicos mayores aprenden a manejar objetos calientes, y prudencia para el uso de fuego, agua o aceite en ebullición.

Desarrollo social: La cocina no es sólo un lugar para elaborar alimentos sino también es un lugar de convivencia. Hacer recetas juntos acerca a los miembros de la familia en un ambiente de "trabajo" relajado y cálido. Se presta para conversar, contar historias, anécdotas, y recordar tradiciones familiares o de la comunidad. Se vive también de una manera tangible las diferentes fiestas familiares y religiosas cuando se prepara algún platillo especial para celebrarlas. Éste tipo de actividades dejarán en los chicos gratos recuerdos que atesorarán con los años.

Solidaridad: Hacer un platillo requiere cooperación y trabajo en equipo. Comerselo también requiere compañía. Los chicos aprenden a compartir no sólo el trabajo "divertido" sino también el trabajo de limpiar y ordenar todo al final para dejar un lugar agradable para disfrutar de su creación. Arreglar la mesa colocar los platos e incluso adornar un poco para presentar su platillo les da una gran satisfacción del trabajo bien hecho y terminado. Si el platillo se hace para regalar o compartir se fomenta la generosidad.

Higiene: La cocina es un lugar donde la limpieza es indispensable en todo momento. Los chicos cobran conciencia de la necesidad de mantener sus manos limpias y de no contaminar utensilios, alimentos o superficies. De no cocinar, o hacerlo con muchas precauciones si se tiene un resfriado o tos por ejemplo, en algunos casos les serán útiles implementos como guantes, cubre bocas o redes para el cabello. No es que vayan a hacer cirugía sino que les permite aprender a ser cuidadosos y considerados.

Lo más importante es que cocinar con nuestros niños nos dará grandes momentos de diversión.

En el siguiente enlace pueden ver una lista de reproducción donde comparto videos de mis recetas faviritas para hacer con mis hijos. Estaré añadiendo nuevas recetas poco a poco así que les invito a revisarla seguido.

http://www.youtube.com/user/catolicasa?feature=watch#p/c/86656447ABB11A19